Santiago Futsal 4 – 1  Jaen Paraíso Interior FS

El Jaén Paraíso Interior FS cayó derrotado por cuatro tantos a uno ante el Santiago Futsal sufriendo la énesima bochornosa actuación arbitral en lo que va de temporada. No llegó la primera victoria de la temporada para los jienenses lejos de su feudo en un encuentro que estuvo totalmente condicionado por un pareja de trencillas que sencillamente no estuvo a la altura.

Y eso que el encuentro tenía visos de partidazo. Arrancaron los conjuntos con la intensidad propia de las citas importantes. Ambos conjuntos salieron a morder desde el inicio y el esférico que pasaba de unos a otros sin que nadie fuese capaz de hacerlo entrar en peligro. En ese toma y daca consiguieron los jienenses hacerse con el control del juego y fruto de ello llegó el primer tanto del partido.

Rapidísimo el contragolpe que montaron los de Dani Rodríguez para que Solano, en el segundo palo, batiese por bajo al portero gallego. Tras el tanto, los gallegos se vinieron arriba y encontraron sus mejores instantes en el encuentro. Chema Mella tuvo que aparecer y lo hizo con garantías permitiendo que los suyos siguiesen por encima en el marcador y poco a poco volviesen a recuperar el dominio ostentado hasta el momento.

En esa igualdad se llegó al descaso y se volvió de él. La segunda mitad comenzó con ritmo. Los jienenses golpearon primero y Marcos Vara siguió en su línea de actuación impecable. Pasaban los minutos sin que ninguna de las dos escuadres fuese capaz de incomodar de una forma real a su rival. Fue entónces cuando apareció Catela para poner el empate. Ya había avisado una jugada antes con un balón que se estrelló en el poste, pero no perdonó a la segunda y el uno a uno subió al marcador.

El gol hizo que explotara la grada de un pabellón que tuvo una gran entrada para ver un funeral, el del Santiago Futsal, que al final no fue tal. Se vinieron arriba los galles y fruto de ello segundo el segundo tanto, esta vez desde las zapatillas de Chino. De vergüenza fue que los árbitros no pitasen la falta que se cometió sobre Murga al robar el balón que dio lugar al segundo gol, pero mucho más vergonzoso fue o que sucedió a continuación.

No tuvieron bastante los trencillas con permitir que el Santiago se pusiese por delante ilegalmente sino que además decidieron que el Jaén Paraíso Interior FS jugaría con uno menos los dos siguiente minutos al expulsar a Carlos Muñoz por protestar la desigualdad de criterios que estaba siendo más que evidente. Consecuencia de la inferioridad hizo Catela el tercero, pero no desesperen: aún habría más.

Minutos después fue Solano el que vio la doble amarilla también por protestar el injusto trato que la pareja arbitral estaba dando a un Jaén que remaba contra marea para volver a meterse en el partido. Otra vez con solo tres sobre pista hizo Quintela el cuarto. No se rindieron los jienenses que sacaron portero jugador y lo intentaron a la desesperada, pero cundió la resignación a un resultado propiciado por una mala actuación (y no precisamente jaenera). Al final otros tres puntos que se escaparon de la buchaca amarilla y otra noche arbitral para olvidar.